martes, junio 22, 2021

Así será la nueva factura de la luz que llegará en junio
A

El recibo para los consumidores que forman parte del PVPC (Precio Voluntario al Pequeño Consumidor) dará un mayor peso a la parte variable

- Advertisement -

El próximo 1 de junio se actualiza la factura de la luz para aquellos consumidores que se encuentran dentro del mercado regulado (PVPC, Precio Voluntario al Pequeño Consumidor), un recibo cuyos cambios principales estarán principalmente en que tendrá un mayor peso la parte variable y que incluirá tres tramos diferentes durante el día (punta, llano y valle). Además, se pasará a una sola tarifa.

La hora punta de la luz estará entre las 10:00 y las 14:00 y las 18:00 y las 22:00, mientras que el tramo intermedio, el llano, se instaura de 8:00 a 10:00, de 14:00 a 18:00 y de 22:00 a 0:00. Por último, el tramo más barato, el valle, estará activo desde medianoche hasta las 8 de la mañana y se aplicará también durante fines de semana y festivos. Aunque el consumidor ya paga de forma distinta según el tramo horario en el que consume la electricidad, este nuevo sistema intensificará estas variaciones.

La nueva estructura tarifaria diseñada aplica discriminación de precios a todos los consumidores y tres periodos a todos los de menos de 15 kW (consumidores domésticos) para los usuarios con PVPC. Eso sí, partir del 1 de junio los consumidores domésticos podrán contratar dos potencias diferentes: una para los periodos punta y llano y otra para el periodo valle. En el caso de que el consumidor no solicite este cambio se le aplicará, de manera automática, la potencia actual contratada en ambos periodos.

Lo que sí se producirá a partir de junio, será una bajada de cerca de un 3% en la parte fija del recibo (peajes y cargos), congelados desde 2018, debido a la revisión llevada a cabo en la metodología de los costes de las redes, así como a la bajada de los costes del régimen retributivo especial de las energías renovables, de la cogeneración y de la generación con residuos (Recore) y otros conceptos.

Más componente variable

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico prevé que la combinación de los nuevos peajes y cargos permitirá que la factura eléctrica tenga un mayor componente variable -actualmente entre el 60% y el 75% es fijo-, lo que hará que su coste dependa en mayor medida de la energía consumida, fomentando además la eficiencia energética al permitir que las medidas de ahorro tengan un mayor impacto en el recibo del usuario.

Con ello se promueve el autoconsumo, que reduce la demanda de energía procedente de la red, o el despliegue de infraestructuras de recarga rápida de vehículos eléctricos. Además, este nuevo modelo beneficiará a los consumos con componente estacional como el turismo.

No obstante, el nuevo modelo mantendrá una parte fija de los cargos para lograr un equilibrio con otras prioridades de política energética. De esta forma permanece el incentivo para la electrificación de usos finales de energía, lo que fomenta, por ejemplo, el uso de bombas de calor, que podrían resultar más baratas y limpias que otras opciones basadas en combustibles fósiles, o la recarga doméstica de vehículos
eléctricos.

También, dentro de ese fomento de nuevos modelos de negocio como el autoconsumo o el peaje y cargo específico para recarga rápida, se incluye la posibilidad de exención de cargos para el consumo de hidrógeno renovable.

+ LEÍDO

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti