jueves, julio 29, 2021

«Es una poca vergüenza, le dijeron que nadasen. Esto no va a quedarse aquí»

«Lo que han hecho con mi hijo es una poca vergüenza, le dijeron que nadasen, no lo socorrieron e impidieron que otras personas le ayudasen. Esto no va a quedarse aquí, vamos adelante con todo, queremos justicia». Así se ha mostrado hoy ante los medios el padre del joven fallecido este pasado lunes en la costa linense, después de que la embarcación en la que navegaba junto a otro vecino del barrio de La Atunara presentase problemas, tratando entonces de alcanzar la costa a nado, con un fuerte viento de poniente, y muriendo finalmente ahogados. Familiares, amigos y vecinos sostienen que las autoridades policiales desplegadas en la zona no socorrieron a tiempo a estos dos varones, de 51 y 19 años, y además impidieron que otros vecinos se echaran a la mar a ayudarles. Algo que la Policía ya negó y atribuye a distintos «bulos» difundidos.

La familia del joven fallecido, Sergio, conocido por todos como ‘El Bola’, ha advertido hoy, en la concentración secundada masivamente por vecinos del barrio marinero de La Atunara, que van a llevar este asunto a la justicia y que para ello, por el momento, cuentan con cinco personas para testificar, así como distintos vídeos y grabaciones que sostienen la versión que estos vecinos defienden desde el primer día. Añaden además que son «completamente falsas» las especulaciones sobre si estas dos personas estaban desarrollando alguna actividad ilícita relacionada con el narcotráfico en el momento del incidente. Un debate inerte que bien han recordado en esta concentración con el lema: «Privadles de la libertad pero no de la vida».

«Les dijeron que nadasen. No los socorrieron y no dejaron que echaran botes al agua. Lo dejaron de morir y queremos justicia», ha señalado el padre de Sergio, visiblemente emocionado, entre la rabia y el dolor.

La palabra justicia ha sido, precisamente, la más coreada en la concentración de esta tarde que, partiendo desde el Puerto de La Atunara, se ha convertido en una manifestación que ha recorrido la calle Canarias de este barrio y el Paseo Marítimo de Levante, dirigiéndose luego al cuartel de la Guardia Civil y al Ayuntamiento. Todo este recorrido, tenso pero pacífico, ha estado vigilado, en la distancia, por numerosos agentes de Policía.

«Esto no se puede aguantar más. La ley está para protegernos, no para dejarnos morir», comentaba también una amiga de la familia. Unas palabras a las que se han sumado distintos vecinos, con distintos testimonios, a través de los que denuncian estar cansados del «abuso policial» sobre este barrio. Aseguran que continuarán con este tipo de acciones de protesta, condenando también, por otro lado, los actos violentos ocurridos estos días y esperando, ante todo, «justicia para El Baila y Bola», repiten en distintos carteles y pancartas que ya cuelgan por esta barriada.

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti