viernes, octubre 22, 2021

Intervenidos en La Línea 3.775 litros de combustible, 3.500 cajetillas y tres vehículos
I

junta

Los agentes de la Policía Nacional han intervenido en La Línea de la Concepción un total de 3.775 litros de combustible, 3.500 cajetillas de tabaco de contrabando, además de haber recuperado tres vehículos que habían sido sustraídos en diferentes localidades donde esperaban para hacer el transporte del hachís. Han sido detenidas dos personas por estos hechos.

La primera intervención fue realizada durante la semana de mano de los Grupos de Atención al Ciudadano (radiopatrullas), fruto de las labores de prevención y represión de las actividades aparejadas al aprovisionamiento de combustible y las tareas de logística propias de las organizaciones dedicadas al tráfico de drogas.

Los agentes observaron en el camino de la Campana a un individuo que arrastraba garrafas de combustible al interior de una finca donde pudieron localizar las 83 garrafas, que contenían un total de 2.075 litros de gasolina. Pudieron localizar dos todoterrenos que habían sido sustraídos en distintas localidades y cuyo objetivo era ser usados para el transporte de hachís. El valor de ambos vehículos recuperados es superior a 200.000 euros. Por ello, fue detenida una persona. Además, en la zona del Zabal se localizó en el interior de otra finca otro vehículo de características similares.

Fue en la madrugada del 3 de junio cuando fue interceptado un alijo de contrabando de tabaco al intentar introducir un grupo de personas el tabaco a bordo de una embarcación, en la playa de Santa Bárbara procedente de Gibraltar. En total se han intervenido 3.500 cajetillas, con un valor superior a los 15.000 euros y procediendo por ello, a la detención de una persona.

Esa misma tarde, los agentes incautaron otras 68 petacas de combustible en una vivienda situada en la calle Canarias e intervinieron cuando observaron a varios individuos que pretendían realizar un repostaje de combustible a las «narcolanchas». Las fuerzas de seguridad señalan que este almacenamiento en vivienda sin adoptar ninguna medida de seguridad, requiere nuevamente de la necesidad de un informe que evite almacenar en viviendas y fincas tales cantidades de combustible, pues se trata de un líquido con alto nivel de riesgo de explosión, en caso de ser ubicado en pequeños lugares sin ventilación.

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti