jueves, septiembre 23, 2021

La Línea, ciudad autónoma: hoja de ruta
L

junta

«La situación socioeconómica de La Línea no tiene parangón con ningún otro municipio español de población similar a la nuestra. Contamos con una situación que es completamente asimétrica respecto a cualquier otro territorio y creo que hasta aquí hemos llegado. Hemos tocado ya el techo y es momento de romperlo». Así se ha referido este miércoles el alcalde de La Línea, Juan Franco, a la propuesta de celebración de una consulta popular sobre la conversión en ciudad autónoma. En una atención a los medios de comunicación, el regidor linense ha explicado los motivos de este proyecto y la hoja de ruta a seguir para que La Línea, atendiendo a la singularidad histórica que siempre ha defendido, llegue a convertirse en una ciudad autónoma.

¿Cuándo?

La propuesta de ciudad autónoma surge en noviembre de 2018 cuando el Gobierno de España presentó un Plan Integral para el Campo de Gibraltar que, como ya denunció entonces Juan Franco, «no tenía repercusión, prácticamente alguna, para La Línea de la Concepción». Tras esto, el Ayuntamiento de la ciudad encargó la elaboración de un dictamen, por parte del catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad Complutense de Madrid, Antonio de Cabo de la Vega, relativo a la viabilidad jurídica de este proyecto y que vino a confirmar que La Línea, debido a las circunstancias socioeconómicas que le rodean, podría acogerse a lo contemplado en el artículo 144 a) de la Constitución española, que recoge que «podrán constituirse comunidades autónomas de ámbito territorial inferior al provincial cuando se den circunstancias de interés nacional», apunta Franco. La propuesta de ciudad autónoma fue uno de los puntos fuertes del programa electoral que presentó La Línea 100×100 a las pasadas elecciones municipales de mayo de 2019, en las que Juan Franco y su partido obtuvieron 21 de 25 concejales, siendo el segundo alcalde más votado de toda España con casi el 70% del apoyo popular.

¿Por qué?

Tal y como defiende el alcalde de esta ciudad, Juan Franco, La Línea es «el único territorio en toda la Europa continental con una frontera Brexit, respecto a la cual, a día de hoy, todavía no se ha tomado ninguna medida especial. Somos el territorio con mayor nivel de desempleo de todo el ámbito del Estado español, el municipio con menor esperanza de vida, donde existe mayor incidencia de temas de narcotráfico, de contrabando de tabaco, y demás problemáticas que entendemos que las circunstancias de interés nacional que aparecen previstas en el artículo 144 a) de la Constitución se dan en este caso. De hecho, tenemos varios estudios elaborados y este dictamen que le da la cobertura jurídica a la pretensión que tenemos».

Para Franco, al nivel de renta «ínfimo», una tasa de paro «por las nubes», una desigualdad «brutal» respecto a Gibraltar, una esperanza de vida «por los suelos», se le suman problemas estructurales como la cercanía del municipio linense con Marruecos, que «va a seguir estando a 20 kilómetros y, salvo que reconfigure su economía, va a seguir siendo el principal productor de hachís del mundo en los próximos años y, evidentemente, el hachís no va a entrar por Reus o Ponferrada», añade. Frente a todo esto, denuncia el alcalde linense, la respuesta de las administraciones en el ámbito social es «cero».

«Estamos hablando de unas necesidades de este Ayuntamiento, administrativamente, a las que no se les ha dado una solución adecuada. Los problemas son tan profundos que necesitan de un análisis, un estudio y de soluciones profundas que van más allá de lo que hemos tenido hasta ahora. Plan de empleo, sí, pero el mismo que para el resto de Andalucía, plan de formación, también, pero el mismo que para el resto de Andalucía, y es que no tenemos la misma situación que el resto de Andalucía. Estamos aquí en una encrucijada, a caballo entre Europa, Marruecos y Gibraltar, y entre una cosa y otra, la casa sin barrer. Nadie se ha preocupado nunca por los problemas que tenemos aquí. Y esto no se lo he explicado a uno, sino a cinco delegados del Gobierno», destaca el alcalde linense.

Dos ejemplos concretos para entender la singularidad que defiende La Línea. Tal y como ha compartido hoy Juan Franco con los medios, un día después de la celebración del referéndum sobre el Brexit, la libra se desplomó un 17% y en ese mes, con esa merma del poder adquisitivo de los trabajadores transfronterizos, dejaron de circular en la ciudad un millón y medio de euros. «En La Línea tenemos 11.000 personas viviendo en esta ciudad que emigran todos los días, ¿en qué municipio de España pasa esto? Cruzan a un país extranjero todos los días, cotizan a un fondo de pensiones extranjero y cuando se jubilan vienen aquí con unas pensiones miserables. Y a esto hay que buscarle una solución». Por otro lado, expone Franco que, sin necesidad de salir del Campo de Gibraltar, el Ayuntamiento de Los Barrios cuenta con 1.100 euros per capita, Tarifa con 1.300 euros y el municipio vecino de San Roque con 2.300 euros. La Línea, con 760 euros.

¿Cómo?

Según ha explicado el propio alcalde, durante los primeros seis meses de mandato el equipo de gobierno tuvo que asentarse en sus nuevas responsabilidades municipales, tras esto tocó centrar todos los esfuerzos en la gestión de la pandemia y ahora, en el ecuador de la legislatura, es el momento de impulsar este proyecto. Mañana jueves, 1 de julio, la comisión informativa de Salud, Participación Ciudadana y Bienestar Social abordará este asunto, que se presentará para su votación en el próximo pleno ordinario de la corporación municipal, previsto para el 8 de julio.

En concreto, el pleno decidirá si solicitar al Consejo de Ministros que autorice llevar a cabo una consulta popular, en los términos normativamente previstos, tanto en la normativa estatal como en la autonómica, preguntando a la ciudadanía del municipio si considera oportuno que el Ayuntamiento de La Línea eleve una petición a los órganos constitucionales para que se active el proceso y se active la ley orgánica 144 a) que acabaría concediendo a esta ciudad un estatuto de autonomía propio.

El texto íntegro de la pregunta sería: «¿Cree usted conveniente que el Ayuntamiento de La Línea de la Concepción eleve al Gobierno de la Nación y a las Cortes Generales una petición para instar la conversión del municipio en comunidad autónoma, de acuerdo con el art. 144 a) de la Constitución Española?».

La autorización para celebrar esta consulta debe ser aprobada por el Consejo de Ministros y, de no ser así, tal y como teme Juan Franco refiriéndose a los pronunciamientos en contra de responsables socialistas locales, se elevaría entonces un recurso contra esta resolución al Tribunal Supremo.

¿Qué se pretende con este estatuto?

Este estatuto de autonomía le otorgaría a la administración local un marco competencial propio que «nos permitiría afrontar situaciones diferentes que no se dan en ningún otro punto de España. Por ejemplo, en toda la Unión Europea no hay ningún punto de frontera donde haya un nivel de desigualdad de renta tan grande como el que se da aquí entre La Línea y Gibraltar. Por no hablar, como otro ejemplo, que un linense tiene seis años de vida menos de media que un vecino de Alcobendas». Franco demanda este marco competencial propio para contar así con un estatuto fiscal especial y fomentar, por ejemplo, «la llegada de determinadas empresas que, ahora mismo, como consecuencia del Brexit, se tienen que ir de Gibraltar».

«Entiendo que es una reivindicación justa, que espero que los vecinos de la ciudad apoyen. Si somos demócratas no creo que esto le haga daño a nadie. Es un ejercicio de democracia, no es ninguna rebelión, ni desacato, ni figura delictiva. Aquí hay una ley de consultas populares que queremos que se aplique siguiendo el procedimiento previsto», ha subrayado el alcalde de la ciudad, Juan Franco.

Artículo 144. Las Cortes Generales, mediante ley orgánica, podrán, por motivos de interés nacional: a) Autorizar la constitución de una comunidad autónoma cuando su ámbito territorial no supere el de una provincia y no reúna las condiciones del apartado 1 del artículo 143.

Artículo 143.1. En el ejercicio del derecho a la autonomía reconocido en el artículo 2 de la Constitución, las provincias limítrofes con características históricas, culturales y económicas comunes, los territorios insulares y las provincias con entidad regional histórica podrán acceder a su autogobierno y constituirse en Comunidades Autónomas con arreglo a lo previsto en este Título y en los respectivos Estatutos.

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti