lunes, agosto 2, 2021

La maqbara del Fuerte de Santiago, de cementerio andalusí a centro documental
L

De cementerio andalusí a centro documental: la maqbara de Fuerte de Santiago. Mil años de huesos, armas y libros. Este es el artículo, publicado en la revista Almoraima número 50, que compartimos esta semana de la mano del Instituto de Estudios Campogibraltareños (IECG) y con el que conocemos un poco más acerca del patrimonio histórico y arquitectónico de Algeciras, en concreto, sobre los restos del cementerio del Fuerte de Santiago, hoy convertido en el Centro Documental José Luis Cano.

Los arqueólogos Urbano López Ruiz y Jesús Martín Caraballo son los autores de este trabajo en el que se exponen los resultados de la intervención arqueológica realizada durante la sexta campaña de excavaciones en el solar del antiguo Fuerte de Santiago, situado al norte del casco histórico de Algeciras, entre los meses de noviembre de 2010 y febrero de 2011.

«Esta intervención viene a confirmar la dinámica de ocupación antrópica de la zona, en la que destaca un cementerio o maqbara andalusí que contó con una gran densidad de enterramientos, un complejo ritual funerario y un dilatado uso hasta la conquista cristiana de Algeciras. Tras un período de abandono, restos de infraestructuras demuestran arqueológicamente la huella del fuerte de Santiago y el posterior cuartel de Artillería que desde el siglo XVIII se establecieron en este lugar, el cual, hoy día, acoge un edificio destinado a fomentar la cultura entre los algecireños, el Centro Documental José Luis Cano«, exponen los autores del artículo, en el que critican además la falta de protección de este lugar con tanto pasado.

«Las administraciones competentes no hicieron nada por proteger este patrimonio que constituía el fuerte de Santiago, al que parte de la sociedad puede achacar su “ausencia de antigüedad”, y sobre todo, el hoy denostado carácter castrense de estas edificaciones. Pero sí que carece de toda lógica la excavación parcial del cementerio en las primeras campañas, con el beneplácito de las instituciones públicas, sin duda para no “interrumpir” ese progreso que constituía la construcción de bloques de viviendas, con el engorro de realizar estudios arqueológicos. Con ello evitaron no sólo la investigación científica de uno de los cementerios andalusíes más grandes la península ibérica, sino que también evitaron a la población de la Algeciras actual conocer aspectos de la vida de otros algecireños que habitaron muchos siglos antes esta ciudad, y a los que la barbarie especulativa nos ha privado de su memoria.

Lee el artículo completo en: Urbano López Ruiz y Jesús Martín Caraballo (2019). “De cementerio andalusí a centro documental: La maqbara de Fuerte de Santiago. Mil años de huesos, armas y libros”. Almoraima. Revista de Estudios Campogibraltareños (50), abril 2019. Algeciras: Instituto de Estudios Campogibraltareños, pp. 95-110

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti