domingo, septiembre 26, 2021

Antonio Orozco emociona y arrasa en San Roque con su gira «Aviónica»
A

Antonio Orozco demostró en la noche de este sábado en San Roque por qué es un número 1 de la música en español, dentro y fuera de nuestras fronteras. El artista barcelonés hizo vibrar con su música, energía y calidez a todos cuantos se habían dado cita en la Plaza de las Constituciones, a los que regaló un viaje por sus canciones de siempre y por los temas de su último disco, «Aviónica».

Ni el fuerte viento de poniente que azotaba la explanada elegida para el concierto, ni un temperatura exterior que parecía ir en descenso, hicieron mella en un público entregado desde el primer minuto a la energía arrolladora que el artista desprende cada vez que pisa un escenario, y de la que volvió a hacer gala en San Roque.

La noche empezó con fuerza, con el Orozco más cañero bailando, saltando y comiéndose el escenario con la complicidad de sus incondicionales, que no cesaban de corear sus temas, los de ahora y los de siempre. La locura se desató cuando el cantautor se puso una mascarilla y bajó para cantar «El viaje» entre el público, buscando ese contacto humano que se perdió con la pandemia, y que desde el mundo de la música y la cultura se intenta recuperar, aunque sea con el público sentado y otras medidas de seguridad.

Antonio Orozco reivindica en «Aviónica» el derecho a la emoción, a pararnos en las pequeñas grandes cosas que hacen que la vida, pese a todo, merezca la pena. Y así lo demostró en San Roque con temas como «Hoy», «Seis segundos», o «A vuelos», una canción que compuso en homenaje a los mayores, a los que vivieron la peor parte de la pandemia del coronavirus.

Especialmente emotivas fueron también sus palabras recordando a los «esenciales», a los que hicieron posible que todo funcionara aún en los peores momentos, desde los sanitarios hasta los cajeros de supermercados. Y tremendamente emotivo fue el aplauso largo, sincero, en el silencio cómplice del artista, que se brindó junto a ese agradecimiento, y en memoria de los que ya no están.

Tras los temas más rítmicos, y una pequeña pausa, Orozco cambió de registro para brindar al público de San Roque una parte más íntima y acústica, donde, acompañado únicamente por su guitarra, ofreció emoción a raudales con algunos de sus grandes éxitos: «Devuélveme la vida», «Hecho de pedacitos de ti», «Mi héroe». También sonaría luego en la noche sanroqueña el que se ha convertido ya en otro de sus grandes temas «Entre sobras y sobras me faltas».

Y terminó la noche nuevamente con ritmo, tras los bises inevitables y las peticiones de un público absolutamente entregado a la arrolladora personalidad del artista, a su voz ronca y su sensibilidad sin artificios, y a la fuerza de unos directos en los que se deja la piel, como demostró anoche, una vez más, en el aterrizaje sanroqueño de su «Aviónica Tour».

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti