viernes, mayo 27, 2022

«Carteia fue uno de los principales centros productivos de salazones en el Estrecho de Gibraltar»

José Ángel Expósito Álvarez, arqueólogo y doctor en Historia y Arqueología Marítimas, ha presentado este sábado en el yacimiento de San Roque un libro que pretende colocarlo "en el lugar que le corresponde"

«Carteia fue uno de los principales centros productivos de salazones en el Estrecho de Gibraltar. Posiblemente, en esta materia fuera comparable a la antigua Gades, y superior a Baelo Claudia». José Ángel Expósito Álvarez, arqueólogo y doctor en Historia y Arqueología Marítimas, ha presentado hoy en el complejo arqueológico de Carteia, en San Roque, su libro ‘Los talleres salazoneros de Carteia. Producciones haliéuticas de época romana en el corazón del Fretum Gaditano’.

La monografía, basada en su tesis doctoral y editada por el servicio de Publicaciones de la Universidad de Sevilla, pretende arrojar luz sobre algunas de las incógnitas que aún presenta el yacimiento sanroqueño y, sobre todo, situar a Carteia «en el lugar que le corresponde en la investigación sobre las producciones pesqueras del Mediterráneo Occidental».

Arropado por Eduardo Ferrer Albelda, catedrático de Arqueología y director de la colección Spal Monografías, en la que se incluye esta obra, y por el arqueólogo Francisco Alarcón Castellano, coordinador del enclave de Carteia, Expósito ofreció durante el acto celebrado en San Roque abundante información sobre una investigación que ha permitido «que podamos pasar de datos puntuales al registro más numeroso por número de factorías del Estrecho».

Según se desvela en la monografía de Expósito, «las caballas, atunes y otros escómbridos posiblemente fueran el ingrediente esencial de salsas y salazones», en una ciudad romana sobre la que se ha investigado mucho, pero sobre la que aún quedaba por conocer la importancia que llegó a tener su economía pesquera.

Gracias, ahora, a esta monografía es posible saber cómo era la industria pesquera de la que fue, en su día, la primera colonia latina establecida fuera de la península itálica, y en la que la vida cotidiana de sus habitantes estaba fundamentalmente orientada al mar, al comercio y a la economía marítima.

«De Carteia conocíamos muy bien el foro, el teatro, las murallas, muchísimos elementos que habían sido muy bien estudiados por equipos de investigadores, como los de la Universidad Autónoma de Madrid y los del propio enclave arqueológico, pero aún nos quedaba por conocer cómo se gestionaba algo tan importante para una ciudad marinera como su industria pesquera y salazonera», recordó José Ángel Expósito.

Una buena noticia, pues la de hoy, no sólo para la investigación arqueológica y la difusión del conocimiento, sino también por lo que supone para la continua puesta en valor de un yacimiento que, como otros enclaves arqueológicos, tiene también una vertiente de atractivo turístico. «Cuanto mejor conozcamos éstos y otros hallazgos, mejor podremos ponerlos a disposición de público», comentó el investigador de la Universidad de Cádiz, que consideró necesario «que la gente sepa que tiene una verdadera joya en San Roque, en el Campo de Gibrltar, que es Carteia, conocida por muchos pero, todavía, desconocida también para mucha otra gente, y que fue una ciudad importante en la Antigüedad».

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti