lunes, agosto 15, 2022

Recogimiento en La Línea ante el paso solemne del Santo Entierro y la Soledad
R

Las calles del centro de La Línea enmudecieron esta tarde noche de Viernes Santo ante el paso solemne del Santo Entierro de Nuestro Señor Jesucristo y la Virgen de la Soledad. La cruz de guía de esta hermandad marcada por la austeridad y el recogimiento salió del santuario de la Inmaculada Concepción a las 7 y media de la tarde, y poco después lo hacía el imponente y, a la vez, sobrio paso del Cristo yacente.

Como cada Viernes Santo, una representación de las diversas hermandades y cofradías de La Línea formaba parte del cortejo de nazarenos, seguidos de autoridades militares y civiles, entre ellas el alcalde, Juan Franco, con el bastón de mando de la ciudad.

Con el único acompañamiento musical de un trío de capilla, en el silencio de la siempre bulliciosa plaza de la Iglesia, comenzaba su estación de penitencia la Piadosa Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestra Madre y Señora en su Soledad y  Santo Entierro de Nuestro Señor Jesucristo.

Cerraba el cortejo, tras su cortejo de nazarenos de negro riguroso, la siempre sobrecogedora imagen enlutada de la Virgen de la Soledad, que procesiona sin palio, justo delante de una cruz sobre la que ondea aún el sudario de su Hijo.

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti