domingo, septiembre 25, 2022

Vigilancias y escuchas: los testimonios policiales centran la cuarta sesión del juicio contra Los Castañas
V

Los testimonios de hasta nueve agentes de la Policía, a cargo de la vigilancia y seguimiento entre 2015 y 2016 de los presuntos miembros del clan de Los Castañas, han centrado hoy la cuarta sesión de este macrojuicio que se celebra estas semanas en la sede de la Audiencia Provincial en Algeciras contra esta organización criminal, asentada en La Línea, liderada presuntamente por los hermanos Isco y Antonio Tejón y dedicada al tráfico de drogas. Una causa en la que además se estudia la participación de tres policías, dos nacionales (hermanos) y un agente local destinados en La Línea. Los 17 acusados se enfrentan a los delitos de pertenencia a organización criminal, tenencia de armas, tráfico de drogas y cohecho.

Los agentes que han participado en esta sesión, vía videoconferencia, como testigos aportados por la Fiscalía Antidroga del Campo de Gibraltar forman parte de unidades policiales como la UDYCO (central Madrid y central Costa del Sol), GRECO y el grupo de asuntos internos de la Policía Nacional, quienes han detallado las vigilancias diarias, los seguimientos y escuchas telefónicas, «bastante claras», según han apuntado, sobre los presuntos miembros de este clan y los policías acusados en este procedimiento.

Estas vigilancias se llevaron a cabo en su momento en distintos puntos de la comarca; los más mencionados en esta sesión: la cafetería Morana, en el polígono de Palmones, dos viviendas de la avenida Las Golondrinas, en Guadacorte, empleadas según sostienen estos testigos policiales como narcoembarcaderos y como habitual punto de reunión, así como el lavadero de coches La Ballena Azul, donde Isco Tejón y uno de los policías nacionales implicados, L.B., se citaron concretamente el 1 de marzo de 2016.

Los presuntos miembros de este clan de la droga empleaban, según han coincidido distintos testimonios, importantes medidas de seguridad en sus desplazamientos y reuniones periódicas. Destacando, por otro lado, el alto nivel de vida de muchos de los investigados sobre los que, aseguran, no hay constancia de trabajos lícitos durante ese periodo. Audi, Mercedes, Porsche, Volkswagen, son algunas de las marcas de los vehículos de alta gama que, según sostiene la Policía, conducían y cambiaban con regularidad los presuntos miembros investigados de esta organización, encontrando además en distintos registros: viviendas decoradas con lujosos artículos, valiosos cuadros, multitud de ropa y zapatos sin estrenar. «En una cuna de bebé se hallaron 90.000 euros en efectivo, por ejemplo», ha apuntado uno de los testigos.

Una amistad sospechosa

Según ha compartido con la sala el agente instructor del grupo de asuntos internos de la Policía Nacional, la investigación contra los policías presuntamente implicados en las actividades de Los Castañas comenzó en febrero de 2016 tras los primeros indicios que apuntaban a esta amistad en entredicho entre estos agentes e Isco Tejón; como una cena compartida en el Mesón Los Tres Arcos (de más de 500 euros). Además de esta comida en Palmones, también se ha abordado en esta sesión una fiesta en una discoteca de Marbella (1.500 euros) y una cena «con chicas» en Gibraltar. Todo pagado, presuntamente, por Isco Tejón.

Tanto asuntos internos de la Policía como el grupo GRECO coinciden en que existía «una relación de confianza, un vínculo estrecho, del que se beneficiaban mutuamente tanto Isco Tejón como los policías, a los que se les agasajaba». Regalos a cambio de cierta información, refiriéndose algunos testigos de la sesión de hoy a llamadas del agente L.B. a la sala de la Policía preguntando por una matrícula concreta, vinculada a un vehículo de Isco Tejón, otra llamada para, presuntamente, cambiar patrullas, preguntar por los compañeros de guardia en los vehículos tipo zeta, pedirles que no patrullaran por la zona del cementerio de La Línea o informando de la presencia de una narcolancha en la playa de El Tonelero de La Atunara. Todo esto aportado por los testimonios policiales.

La estrategia de la defensa

Por su parte, la defensa continúa basando su estrategia en el método y procedimiento de redacción de las actas de los distintos atestados así como las transcripciones de las escuchas telefónicas, cuestionando su correcto tratamiento. Durante la sesión de hoy han sido varios los letrados que han espetado, además, que algunos asuntos abordados por los testigos policiales no constaban en «estas diligencias».

+ QUE 8

Te puede interesarrelacionados
Recomendados para ti